miércoles, 16 de marzo de 2011

El costo de adquirir un nuevo cliente es 4 veces mayor que recuperar al que se fue.

Nunca está de más contar con información valiosa para nuestro negocio, y más cuando se trata de la relación empresa-cliente, ya que ellos son los que mantienen económicamente el negocio y también para ellos se crean todas las estrategias de comunicación, marketing, finanzas, etc. Por ello es que les recomendamos este excelente artículo publicado por la revista virtual Soyentrepreneur, que nos da tips de cómo hacer que regresen.


La pérdida de clientes es algo que debe preocuparle a cualquier empresa. Las mermas anuales que puede sufrir una empresa a causa de esto, generará un impacto en la economía mayor al que se imagina. Deben tomar en cuenta que el costo de adquirir un nuevo cliente es elevado en comparación a recuperar al que se fue ya que de un antiguo cliente se tiene información y conocimientos, lo que ya te otorga una ventaja en las estrategias y costos.

Se deben considerar los distintos factores que pudieron haber llevado a esta fuga de consumidores. La saturación del mercado o la competencia pueden ser algunos de los motivos que provocaron este accionar en los clientes. La mayoría de las empresas subestiman las cantidades de clientes perdidos y no mantienen políticas de recuperación o monitoreo de casos de abandono que en realidad es importante conocer esta información para preparar una estrategia de recuperación correcta con la cual podrá reconquistar a sus clientes y reforzará el enlace porque cambiará la percepción de la empresa al no perder a sus clientes.

Estas son las claves que ayudarán a recuperar a los clientes.

1. Identificar al cliente:
Investigar qué tipo de cliente se retiró de la empresa, para saber qué producto o servicio utilizaba, y la forma en que se le estaba entregando. Luego, indagar cómo y qué ofrecen en la competencia para compararlo con lo que tú ofreces y así mejorar el producto para ofrecerlo con mayor calidad y eficiencia.

2. Analizar los errores:
Realizar un análisis sobre cuán atractivo era tu cliente para tu empresa, cuánto beneficiaba tu economía, y la probabilidad de que retorne, mejorar el error, invitar al cliente y mostrarle que el error fue reparado.

3. Descubrir el problema:
Si fue el producto, falta de comunicación con el cliente por una deficiente atención a sus necesidades y dudas.

4. Ofrecer mejores beneficios:
Estimular a los clientes a regresar ofreciéndoles mejores beneficios ya sean financieros, materiales o inmateriales, así sabrá lo importante que es para la empresa.

5. Ponerse en su lugar:
El cliente espera ser tomado en cuenta, tener atención , respuesta inmediata por lo que se debe atender al cliente como a nosotros nos gustaría que nos atendieran.

0 comentarios:

Publicar un comentario